Sábado, 19 de Septiembre de 2020
AL INSTANTE: Esto costará el PlayStation 5: precio y fecha de lanzamiento.. Ver más

La Columna

Conoce aquí las noticias que acontecen en nuestro país

#LaColumna: Tienen la mesa servida… ¡pero no la aprovechan!

#LaColumna: Tienen la mesa servida… ¡pero no la aprovechan!

17 de Apr del 2020, Hermosillo, Sonora

Por Rodrigo Sotelo / Twitter: @masmedio

Leímos con cierto morbo una columna periodística en donde se intenta colocar al priista Ernesto Gándara como el aspirante con más posibilidades de llegar a Palacio de Gobierno.

Tiene la mesa servida”, opina un colega quien argumenta la caída en aceptación del presidente López Obrador y su partido Morena, así como el “empate técnico” que arroja una encuesta de preferencias electorales.

Así es la política cuando el sustento es solo el discurso”, reflexiona convencido y concluyente.

No podemos estar más en desacuerdo, aunque agradecidos porque nos invita a exponer la pasmocidad, dependencia y autocomplacencia a la que se ciñe y le apuesta la oposición en estos demandantes momentos de incertidumbre y emergencia.

El de Gándara es un caso digno de análisis, como el de otros y otras que ante el inesperado escenario se han refugiado en la comodidad del disimulo o el cuestionamiento automático a lo que otros hacen.   

En Ernesto Gándara es tanto como imperdonable, como peligroso, porque sostenemos que nunca como ahora tiene la mesa servida –coincidimos-, pero como siempre su tibieza lo margina y hasta podría sacarlo de la competencia.

Sí, es irónico, pero esta revitalizada del priismo en Sonora- por la diligencia del Estado y la insensibilidad federal-  estimulará a quienes se sabían imposibilitados y que siguen viendo con desconfianza la candidatura de Ernesto Gándara.

La oposición no se ha enterado, no entiende, que en estas semanas se puede estar definiendo la permanencia del PRI Gobierno o la llegada de Morena.

Pero si Ernesto Gándara está ausente, ¿qué hacen los demás aspirantes? ¿Dónde se meten los dirigentes partidistas, estatales y municipales? ¿Con qué cara saldrán en unos meses a cuestionar y pedir el voto?  

Veamos algunos ejemplos:

Antonio Astiazarán, por el PAN, no ha salido del Twitter donde comparte su preocupación virtual por la pandemia con su tema de las energías renovables o alternativas.

Su dirigente Ernesto Munro, no tiene comparación: este panistas ha pasado del aturdimiento, al cinismo y la necedad. Es un opinador inservible. Todo también desde redes, claro.

Por el PRI, Ernesto De Lucas se perdió. Este dirigente revolucionario empezó un paso adelante del propio gobierno con su propuesta económica y de regresar prerrogativas, pero por lo (no) visto lo sentaron y enviaron de vacaciones.

En Morena, Jacobo Mendoza hace lo que haría cualquier dirigente en el poder. Como Alfonso Durazo que igual espera pase la tempestad y solo se mueve lo necesario.

En Movimiento Ciudadano, podría rescatarse a María Dolores del Río, quien desde el Congreso y con un esfuerzo mediano, aplasta la mediocridad y desenfoque de un Ricardo Bours sin imaginación.

Mientras que en los municipios, los dirigentes antagonistas se tomaron muy en serio lo del quédate en casa obligatorio y están abriendo la puerta a liderazgos locales de la sociedad civil más conscientes e interesados.

Hermosillo es un ejemplo,  donde la escasez está tan marcada que hasta pueden perdonarse las constantes ligerezas del Güero Nieves, del PAN, si se le compara con la inexplicable reclusión e incomunicación de Iris Sánchez, del PRI.

¿Alguien sabe algo de esta dama que un día rindió protesta en el PRI Hermosillo y al siguiente desapareció?  

Aunque este par encaja en algo: no son pieza para el carácter y determinación de la alcaldesa Celida López (guste o no).

Ernesto Gándara, como todos estos, dependen de que lo siga haciendo mal Morena.

Apuestan a que sus gobernantes se sigan equivocando para alimentar su discurso –cuando alcancen a estructurarlo-, como cuando Morena se sirvió de la corrupción del PRI para relevarlos.

Se auto complacen haciendo la semejanza para justificar inactividad y la falta de valor para tomar riesgos y decisiones.

Morena tuvo la mesa servida y se comió todo, y ahora sus opositores la quieren peladita y en la boca.

Gracias y hasta la próxima con el favor   de Dios.

Rodrigo Sotelo Mendívil

Director General Masmedio

Twitter: @masmedio

Correo: rodrigosotelo@masmedio.com  / rodrigosotelo69@hotmail.com



Compartir




LO MÁS VISTO