Domingo, 20 de Septiembre de 2020
AL INSTANTE: Esto costará el PlayStation 5: precio y fecha de lanzamiento.. Ver más

La Columna

Conoce aquí las noticias que acontecen en nuestro país

#LaColumna: La Lilly Téllez que más convendría, a todos

#LaColumna: La Lilly Téllez que más convendría, a todos

07 de May del 2020, Hermosillo, Sonora

Por Rodrigo Sotelo / Twitter: @masmedio

Al ritmo en que Lilly Téllez se ha ido desmarcando de las ocurrencias y necedades de la Cuarta Transformación, los fanáticos de Morena acuden al predecible recordatorio de su hasta hace poco simpatía lopezobradorista.

Algo de cierto hay en el señalamiento a la “inesperada” metamorfosis de la Senadora: como periodista cuestionaba, en campaña se acomodó y desde el Senado aborrece la conducta del Presidente y su gobierno.

Pero nos quedamos con esta última Lilly Téllez que retoma su esencia crítica y busca contribuir preservando su dignidad.

Debemos confesar que a Lilly nunca le compramos la reconversión ensayada en tiempos de campaña; es más, creemos que a diferencia de muchos, a esta dama la buscaron para darle algo de nivel a un proyecto amorfo, vacío.

Resulta muy curioso, por no decir perverso, que a la senadora Lilly Téllez se le discuta su cambio de sentido político y se le tache de conservadora, pero nunca le refuten el contenido de lo que manifiesta.

Es decir, le aplican la clásica si no estás conmigo desenterramos tu pasado y te ubicamos en la desaseada cancha prianista.     

Y no es para menos, no debe ser sencilla una maroma para justificar lo que exponen estas frases: “Creí que iban contra la mafia del poder...pero parece que le entregan el poder a la mafia”, “#NoMeGustaElModito soberbio de la CFE con Sonora”, Es una irresponsabilidad de los poderosos señalar a los periodistas como enemigos públicos”.

Este saludo es un agravio a las víctimas del narcotráfico y a las fuerzas armadas de México (AMLO con la mamá del Chapo)”, “En campaña: Benditas redes sociales. En el poder: Malditas redes sociales”.

Sin olvidar que la señora Téllez fue de las primeras (desde antes de los recientes escándalos), en sostener y publicar su repudio a Manuel Bartlet, la insignia a la corrupción de este gobierno federal.  

Quienes le confrontan pueden tener derecho a reprochar, como la Senadora lo tiene de rectificar y preservar su prestigio.

La diferencia es que en ella se encuentran argumentos, sentido común, empatía; mientras sus detractores morenistas escupen la misma frustración, ignorancia y resentimiento.

Estos acomplejados que ahora la juzgan, exhiben y reprueban, son los mismos que en campaña la defendían, adulaban y aplaudían.

Lilly tiene derecho a corregir y lo hace con valentía, a pesar de las esperadas reacciones; quienes se incomodan y la condenan no conocen la vergüenza y han perdido la voluntad.

Es la diferencia entre la inteligencia y la mediocridad.  

Pero bueno, lo que esta incitada polarización impide ver es que esta versión de Lilly Téllez es la que más convendría a Morena, al periodismo, a la oposición y la ciudadanía inconforme con el sistema.

Lilly Téllez sería esa “externa” que legitimaría la pluralidad en un partido más hegemónico que el propio PRI.

Pero en Morena no están preparados para ese debate.

Gracias y hasta la próxima con el favor   de Dios.

Rodrigo Sotelo Mendívil

Director General Masmedio

Twitter: @masmedio

Correo: rodrigosotelo@masmedio.com  / rodrigosotelo69@hotmail.com



Compartir




LO MÁS VISTO